12.- No olvidar la higiene
Cuidar este aspecto al preparar y consumir los alimentos para prevenir intoxicaciones o infecciones alimentarias.  Lavarse las manos siempre después de ir al baño, al tocar a alguien que está enfermo, y cuando cocinas, especialmente cuando tocas carne cruda y vegetales sin lavar. Lávate los dientes después de cada comida  y dúchate todos los días.